miércoles, 20 de junio de 2012

PAROLE, PAROLE....UN DIÁLOGO FICTICIO


CARTAS DE LECTORES

Señor Director de Crónica Ferroviaria:

Haciendo un poco de historia. Allá por la época de los años 60 siendo adolescente, me acuerdo que había un festival en Italia de la canción muy fomoso que se llamaba "San Remo", de donde surgieron numerosos cantantes de orden internacional, como, por ejemplo, la de una mujer cuyo seudónimo es "Mina" (todavía se la observa muy bien cantando por la TV italiana RAI), siendo uno de sus grandes éxitos el tema: Parole, Parole (Palabras, palabras)

La letra de esta canción, se basa en el diálogo entre un hombre y una mujer (ver video) cuya letra bien podría compararse entre una conversación ficticia entre el Estado Nacional (él) y el transporte ferroviario (ella).

Él (Estado Nacional) trata de convencerla a ella (transporte ferroviario) que va a ser todo lo posible para modernizarlo, para que vuelvan los trenes de pasajeros a todo el país donde haya una vía férrea que puedan circular trenes como en los mejores tiempos. Hasta le promete regalarle un "Tren Bala".



Pasan los años, y él (Estado Nacional) va por más. Le promete varias veces la electrificación de la Línea Roca (Plaza C - La Plata). Le dice que va a unir Plaza C con el Aeropuerto de Ezeiza, Retiro con el Aeropuerto de la Ciudad de Buenos Aires. Tucumán con Tafí Viejo. Salta con General Güemes. Bahía Blanca con Neuquén (y al oido y en forma romántica le dice que vamos a llegar a Zapala). Buenos Aires a Mendoza. Buenos Aires a Santa Rosa (La Pampa). Cumple a medias con el Tren de los Pueblos Libres, a Santa Fe, Pinamar, El Gran Capitán, Carmen de Patagones, pero cuando ella (transporte ferroviario) se distrajo un segundo. ¡Zas!, se los quitó.

Para que no se enojara por esa actitud, él (Estado Nacional) vino con un regalito que compró en España y Portugal de los tantos viajes que hizo por el mundo. -"¡Tomá!", le dijo. "Están un poquito rotos y algunos no funcionan, pero te prometo que en mis talleres ferroviarios los voy a reparar todos y los vas a poder usar por tus nuevas vías férreas que te prometí" (le susurra al oido).



Ya cansada (transporte ferroviario) de tanto chamuyo, se miró al espejo y se vio toda ultrajada y deteriorada. Cada vez más vieja e inservible. Alzó la vista, lo miró a la cara (Estado Nacional), y le dijo suavemente. 

-"Caramelos ya no quiero más,
No quiero más rosas ni promesas que se lleva el viento,
Y que me dejan el alma vacía,
cuando me juras amor de verdad,
Y nuevamente vuelve a ser todo igual...
Palabras, palabras, palabras......."
(Un párrafo de la canción "Parole, parole" de Mafalda Minnozzi).


Atentamente
Rogelio Rodríguez

6 comentarios:

  1. jajjajaj muy bueno!!!

    ResponderEliminar
  2. MUY BUENO!. QUE IMAGINACION!. ES IGUAL A LO QUE PASA EN LOS FERROCARRILES. MIS FELICITACIONES AL SEÑOR RODRÍGUEZ
    BENITO K.

    ResponderEliminar
  3. Muchas gracias amigos de Crónica Ferroviaria por haber publicado mi carta. Como siempre tan gentiles con todos los que nos queremos expresar y por la libertad que dan. Saludos
    Rogelio Rodríguez

    ResponderEliminar
  4. Casi, casi, una realidad Rogelio. Esto es así porque aun creen quer nosotros somos tan idiotas y olivdadizos, tal como aquellos que creen que se puede contener un perro atandolo con una ristra de chiorzos.
    Bonutti

    ResponderEliminar
  5. Esto me hace recordar al famoso dicho... Vos te Reis..Si es para Llorar. Por cierto, claro esta.
    Muy buana esta carta.Por ultimo digo... No nos quedemos quietos

    ResponderEliminar

Usted podrá dar su opinión libremente, pero aquellos comentarios que vengan con insultos, improperios, etc. y sin colocar nombre y apellido, nombre y/o pseudónimo no serán publicados.