lunes, 23 de diciembre de 2013

LA FRATERNIDAD Y UNIÓN FERROVIARIA: ESTADO DE ALERTA

GREMIALES

Redacción CRÓNICA FERROVIARIA

El gremio La Fraternidad informa que se encuentra en Estado de Alerta en todo el país, debido a los reiterados cortes de vías realizados por camiones en establecimientos cerealeros para evitar la carga y descarga de vagones, salida e ingreso de los trenes, provocados por empresas del transporte automotor con el propósito de adueñarse del transporte cerealero.

Continúa diciendo "el sistemático mecanismo de coacción de grupos empresarios afectando la fuente laboral de los ferroviarios cuenta con la inacción de funcionarios judiciales que han posibilitado que flagrantes delitos contra el derecho al trabajo se cometan impunemente".


"De las 250.000 toneladas transportadas por los trenes en esos establecimientos cerealeros de la zona de Puan, los trenes han quedado sólo con 100.000 toneladas mediante el mecanismo del corte de via provocado por los camiones y los actuales cortes  intentan despojar de la totalidad de la carga y el trabajo a los ferroviarios", finaliza diciendo el comunicado de La Fraternidad.

También la Unión Ferroviaria

Debido a los cortes de vías que se están realizando en la localidad bonaerense de Puán por parte de camioneros, el Secretario General del gremio Unión Ferroviaria, Sergio Sasia, dijo que "estas acciones son totalmente repudiables y atentan contra la fuente laboral de los trabajadores, pero principalmente contra el libre derecho al trabajo. Esperamos que la justicia actúe de manera rápida y efectiva ya que este tipo de acciones vienen llevándose a cabo en forma imprevista y planificada en distintos lugares, en desmedro del transporte ferroviario que se ve cada día más complicado los trenes de la empresa FerroExpreso Pampeano S.A., en parte por este tipo de acciones".

Sasia adelantó la UF analizará "las medidas que estime corresponder, en defensa del sistema de transporte ferroviario y de la fuente laboral de los trabajadores".


Desde Crónica Ferroviaria creemos que estos actos patoteriles de camioneros cuentapropistas no es nuevo, casi todos los años pasa lo mismo en distintos puntos del país.  Es muy raro observar la apatía de los funcionarios judiciales que deberían ser más ejecutivos sobre estos actos delictivos, que atentan contra el derecho a trabajar.