jueves, 10 de septiembre de 2020

¿La justicia federal se lavó las manos?

Actualidad

Redacción Crónica Ferroviaria

Sobre la toma de terrenos ferroviarios por parte de personas ajenas al ferrocarril en los talleres Victoria y sobre la denuncia realizada al Juzgado Federal en lo Criminal y Correccional Nro. 1 de San Isidro por la empresa Trenes Argentinos Operaciones, la Municipalidad de San Fernando y vecinos del Barrio El Crisol, la jueza federal Sandra Arroyo Salgado mediante una resolución considera la toma de tierras como un conflicto de resolución política y no judicial, vinculado a la situación habitacional de las familias, e instó a las autoridades nacionales, provinciales y municipales que "a la brevedad posible articulen las medidas de acción que resulten menester y se encuentran dentro de su competencia funcionales, para solucionar con urgencia la situación habitacional" de las personas que realizan la toma.


Dicha resolución de la jueza federal fue apelada ante la Cámara Federal por la empresa estatal ferroviaria Trenes Argentinos Operaciones.

Igualmente, tal como lo informara CRÓNICA FERROVIARIA en el día de ayer, la empresa ferroviaria está tratando por otro lado de resolver el problema construyendo una barrera con bloques de cemento y rejas (tipo New Jersey) para separar a los usurpadores de las vías por donde tienen que circular los trenes y de esta forma evitar accidentes.