miércoles, 9 de octubre de 2019

El triste final de un trabajador ferroviario

Cartas de Lectores

Señor Director de Crónica Ferroviaria

Nos dirigimos a usted con el fin de informarle que tenemos la inmensa necesidad de hacernos escuchar.

Somos un grupo de ex trabajadores ferroviarios que no ha podido olvidar, y mucho menos resignar, el derecho al trabajo digno.

Lamentablemente, el pasado 2018 fue un año lleno de dolor para las familias ferroviarias, nos encontraba perdiendo compañeros y sintiendo que nuestro final cada día estaba más cerca.

Vivimos el llanto, el dolor de muchos de los nuestros que fueron despedidos. Sentimos que todo estaba cambiando, pero nadie nos aseguraba que fuera para bien. Nos fueron marcando el paso, colocaron cámaras, que más allá de lo beneficioso de ayudarnos a demostrar nuestra asistencia. Actuaron como verdugos no reconociendo el rostro de cada uno de nuestros compañeros.


Llegar al trabajo, nos causaba una mezcla de alivio y decepción, ya que cada día veíamos llantos, lamentos y más de un doloroso adiós.

Se avecinaba lo peor pero no lo sabíamos. Las estaciones fueron cerradas, ya que era más productivo el negocio inmobiliario. Los pueblos fueron aislados justificando lo injusticable, más rutas, más transporte.

La gobernadora María E. Vidal sepultó personal, compañeros que al recibir el telegrama de despido fallecieron. Sepultó ramales y pueblos dejándolos aislados sin medios de transporte ferroviario accesible, pero sobre todo, nos quitó la dignidad.

A medida que los meses pasaban, nos agrupaban a todos en un sólo piso siendo hacinados y sin tareas, viendo cómo se acondicionaron los lugares que antes funcionaban como nuestras oficinas. En una palabra, nos barraban la historia y de la historia.

Poco a poco fuimos desapareciendo desamparados por las políticas y la desmedida saña de un gobierno insensible. Fuimos maltratados, ignorados y pisoteados por la sociedad que no hizo más que escuchar la campana de la mentira, para dejarnos en la calle.

Quedamos pocos de los tantos que éramos, y llegó el momento. La cámara ubicada a la entrada no nos devolvía la imagen. Pasaban los minutos y no queríamos darnos por vencidos y seguíamos intentando poder entrar, hasta que entre amarguras nos hacíamos fuertes, y seguimos los pasos que teníamos que dar.

Cómo consiguieron sacarnos todo

Haciendo un poco de historia, y removiendo meses movilizantes, el 28 de Diciembre de 2017 bajo el Decreto Nro. 1100/17, amanecimos con la noticia de que la gobernadora de la Provincia de Buenos Aires, María E. Vidal, decidía suprimir a partir del 15 de Marzo de 2018 a la U.E.P.F.P. (nombre comercial de nuestra empresa Ferrobaires) que comunicaba por medio de sus ramales a Mar del Plata - Pinamar - Bahía Blanca - Junín - Tandil - Bragado y un sin fin de pueblos que tenían el medio más económico para conectarse.

Por estos acontecimientos, se crea una Unidad Operativa de Traspaso, fuimos cesanteados, nos realizaron todo tipo de estudios y averiguación de antecedentes. Más allá de aceptar y ponernos a disposición para todo lo que nos proponían, sólo pudimos pasar al Estado Nacional 1044 personas de las 2700 entre contratados y planta permanente.

Los gremios en su mayoría nos dieron la espalda, nos cerraron sus puertas; algunos hasta candados pusieron para no recibirnos. También intentaron intervenir el gremio APDFA, pensamos que fue para que que esto fuera lo más desoído posible. 

Nos abandonaron a nuestra suerte, que lamentablemente nos encontraba con la nula posibilidad de insertarnos nuevamente. Éramos ferroviarios de alma, teníamos jóvenes aprendiendo el oficio y no se pudo evitar la decisión tomada de quitarnos lo que por años conseguimos.

La lucha que estamos dando

Hoy estamos resurgiendo de las cenizas. Volvimos a encontrarnos y a caminar juntos, ya que cada día somos más. Creamos una comisión que bautizamos con el nombre de C.C.E.F. (Comisión Cesantes ex Ferrobaires). Nos tendieron una mano para tener un lugar dónde reunirnos.

El gremio APDFA nos presta su sede que se encuentra ubicada en la calle Billinghurst 426/28 de la C.A.B.A. donde nos reunimos todos los días lunes a partir de las 12,00 horas. También creamos un correo electrónico para que todos los compañeros de todas las zonas que no puedan asistir, se comunique con nosotros a través de ese medio y nos envíen sus datos para sumarlos. extrabajadoresdelauepfp2019@gmail.com

Armamos un petitorio que consta de todos los artículos que fueron pasados por alto, para conseguir eliminar sin dejar rastro nuestro servicio de trenes de media y larga distancia y nuestra fuente de trabajo. Somos un país solidario y queremos llegar a cada hogar con nuestra lucha, porque esto ya sucedió en la década del 90 del siglo pasado y la historia pudo volver a repetirse, pero nosotros y nuestras familias vamos a dar todo.

Reclamamos nuestra fuente de trabajo, porque todo aquel que utiliza, que conoce que subió en un andén a un tren sabe lo que es la inmensidad y la capacidad de abrazarnos y llevarnos a nuestro destino.

Eso es el tren

El tren somos muchos. Somos nosotros los que nos levantamos a luchar por lo nuestro, por nuestras familias y por lo que nos queda de vida. Atte.
Comisión Cesantes ex Ferrobaires