martes, 22 de noviembre de 2011

TREN DIRECTO ENTRE MOSCÚ, BERLÍN Y PARÍS A PARTIR DEL 12 DE DICIEMBRE

Será la segunda línea transeuropea más larga de los Ferrocarriles Rusos
First Passenger, empresa filial de los Ferrocarriles Rusos, pondrá en servicio el próximo 12 de diciembre un tren directo que conectará Moscú, Berlín y París. Un billete costará en segunda clase 330 euros.

El tren recorrerá 3.177 kilómetros, a lo largo de cinco países (Rusia, Bielorrusia, Polonia, Alemania y Francia) y a través de Vyazma, Smolensko, Krasnoe, Orsha, Minsk, Brest, Terespol, Varsovia, Poznan, Rzepin, Oderburk, Francfort del Oder, Berlín, Hannover, Fulda, Francfort del Main, Saarbrücken, Forbach y Metz.


Se trata de la segunda línea ferroviaria transeuropea más larga de los Ferrocarriles Rusos, tras la de Moscú-Niza (Francia), que no cruza Alemania, si no que discurre a través de Austria e Italia.

La velocidad máxima del nuevo servicio será de 200 km/h, y el trayecto, de principio a fin, tendrá una duración de treinta y ocho horas y media.

Restauración

El tren incluirá coches de primera y segunda clase, así como servicio de restaurante. Entre Moscú y Brest, en el coche restaurante, los pasajeros podrán degustar menús rusos y europeos. Entre Varsovia y París, pasará a hacerse cargo de la restauración PKP Intercity, la compañía ferroviaria polaca de viajeros. En este tramo, los menús incluirán cocina europea. Además, los pasajeros de la clase de lujo podrán disfrutar todos los días de un desayuno de cortesía.

Ya existía un servicio directo entre Moscú y París desde 2007, aunque con muy poca capacidad, pues se trataba de un coche que formaba parte del tren Moscú-Berlín. Al llegar a Berlín, el coche se enganchaba al tren nocturno de Deutsche Bahn Berlín- Paris Este. El tren se encaminaba a través de a Saarbrücken y Metz hacia Paris-Este.

Este tren incluía una parada en Berlín de alrededor de doce horas en el trayecto Moscú-París y de siete en el trayecto París-Moscú, con lo cual, los pasajeros tenía oportunidad de visitar las principales atracciones turísticas de Berlín. Vía Libre

Interior del coche que hacía el recorrido Moscú-Berlín-París.