lunes, 27 de mayo de 2019

Desmienten a Macri cuando expresó que "hace 40 años que no se invertía en seguridad en los trenes de pasajeros metropolitanos"

Actualidad

* En la anterior gestión se compró y se instaló un nuevo sistema, pero por incompatibilidades técnicas nunca funcionó.
* Los especialistas aseguran que los frenos no son la única inversión posible en materia de seguridad y destacan que hubo otras mejoras en los últimos años.
* El Gobierno destaca que hizo la primera inversión en frenos desde 1985.

El presidente de la Nación, Mauricio Macri, inauguró los nuevos frenos automáticos de la línea Roca y destacó el avance de las inversiones ferroviarias en su gestión. “Hace 40 años que no se invertía en seguridad en los trenes de pasajeros del área metropolitana”, destacó en el acto en el que además se inauguró un nuevo taller de reparación de trenes en la localidad de Tolosa, Provincia de Buenos Aires.

El Gobierno afirma que es la primera inversión en frenos desde 1985. En la anterior gestión de Cristina Fernández de Kirchner se compró y se instaló un nuevo sistema de frenos, pero por incompatibilidades técnicas nunca funcionaron.


¿Qué dicen los datos?

Si bien esta no es la única inversión que hizo el Gobierno actual en los trenes urbanos, según información oficial enviada a Chequeado, la comparación hecha por el Presidente alude a los últimos frenos automáticos instalados en la década del ‘80. En noviembre de 1985, con la compra de nuevas formaciones y la electrificación de la línea Roca, se incorporó el sistema ATS (Automatic Train Stop). Esto se aplicó sólo a la parte de la línea Roca que estaba electrificada. Esta línea era la única del área metropolitana que contaba con este sistema.

Juan Pablo Martínez, miembro del Instituto de Transporte de la Academia Nacional de Ingeniería, comentó a Chequeado que, “cuando se electrificó el ferrocarril Roca inaugurado en 1985, los trenes contaron con ese sistema que desde entonces se mantuvo”, y que este sistema, que ya era utilizado en los subtes porteños, “previene choques de trenes por error o problemas del conductor”.

¿En qué consisten estos frenos?

El sistema ATS instalado por el actual Gobierno es de origen japonés y consiste en “semáforos” ubicados al costado de las vías que a través de distintos colores le indican al chofer si el tren, que cuenta con una antena, debe avanzar, detenerse o disminuir la velocidad. Si al pasar el semáforo no se cumple con la indicación, el tren frena automáticamente.

Los frenos fueron comprados a la empresa japonesa Marubeni Corporation, que ya había sido contratada por el Estado argentino en otras oportunidades. Con esta compra, se cubrió con frenos automáticos a todos los ramales de la línea Roca que están electrificados.

Desde el sector de Prensa del Ministerio de Transporte de la Nación aseguraron a Chequeado que el Roca es el primero de toda la red metropolitana ferroviaria en tener este sistema en todo su recorrido y que “avanza la instalación en las demás líneas”.

¿No sé invirtió en los gobiernos anteriores?

Según consta en los estados contables de la Administración de Infraestructura Ferroviaria SE -empresa estatal a cargo de los bienes de los trenes metropolitanos-, en 2014 ya había en marcha algunas inversiones vinculadas a la instalación de frenos automáticos en distintas líneas metropolitanas. En estos documentos realizados durante la gestión de Fernández de Kirchner constan obras para la instalación del “sistema de detención automática de trenes” en las líneas Mitre y Sarmiento.

Estos frenos fueron comprados a la china CSCR y se los conoce por la sigla ATSD (Automatic Train Stop at Danger). Se instalaron en el final de la segunda Presidencia de la ex mandataria, cuando Florencio Randazzo era el ministro de Interior y Transporte.

Pero, si bien se instalaron, el sector de Prensa del Ministerio aseguró que se detectaron fallas en la tecnología adquirida –no eran compatibles con los nuevos trenes– y, por ende, “nunca funcionaron”. Según agregaron, con la nueva gestión la empresa china se comprometió a reponerlos.

Rubén “Pollo” Sobrero, sindicalista ferroviario y dirigente del Frente de Izquierda y de los Trabajadores (FIT), explicó a Chequeado que estos frenos que se instalaron en el Roca son los que vienen pidiendo desde hace años para otras líneas y confirmó que, si bien están instalados en el Sarmiento, “no funcionan porque son incompatibles con la infraestructura actual”. En este sentido, destacó que esta obra es un avance, pero criticó que “nunca se actualizó el sistema integral de seguridad” de todas las líneas.

Pero, ¿sólo los frenos cuentan como inversión “en seguridad”?

Pablo Martorelli, especialista ferroviario de la Universidad Tecnológica Nacional (UTN), explicó a Chequeado que “seguridad no es solo frenos”. “A lo largo de estos 40 años hubo renovaciones de vías, modernizaciones de sistemas de señalamiento, incorporación de tecnología en talleres, instalación de barreras automáticas y/o telecomandadas en pasos a nivel, construcción de puentes o túneles”, agregó.

Al tratarse de un sistema ferroviario antiguo, los especialistas destacan que la clave está en el buen mantenimiento general, algo que no se cumplió, como se explicó en esta nota.

Después de la llamada tragedia de Once en el tren Sarmiento, ocurrida en febrero de 2012 en la que murieron 52 personas y más de 700 resultaron heridas, la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner anunció inversiones para el sector ferroviario. El Gobierno nacional adquirió hasta 2015 coches nuevos para los trenes metropolitanos urbanos, algo que no ocurría desde 1985, como se explicó en esta nota.

Martínez, al igual que Martorelli, destacó que luego de la “serie de negligencias” que llevaron al choque en Once, “se cambiaron los trenes y las formaciones nuevas son más seguras”. Además, también destacó la realización de pasos bajo o alto nivel, incluso durante la gestión de Macri en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, que “contribuyen a la seguridad”.Chequeado.com

6 comentarios:

  1. Estas notas son interesantisimas, deberian ser mas amplias y cronica puede!!!!.Dar mas sobre la situacion de los talleres, chaatarra, infraestructura, porque el que venga debe saber con que cuenta para saber con certeza que hacer

    ResponderEliminar
  2. Asique segun el "pollo" el problema del ATSD es de incompatibilidad con la infraestructura... jajaja
    El problema del ATSD chino no es ese. Igualmente el ATS Japones que fue adquirido a Japan Signal es una buena opción, porque es conocido por los trabajadores, no te genera una gran dependencia del fabricante y y dio un muy buen reesultado. Pero sirve para una transición mientras se pone a punto la red y ahí si se puede pasar a un sistema más avanzado.

    ResponderEliminar
  3. Como es costumbre, la propaganda mentirosa, sobre emprendimientos y obras que hicieron otros, usufructúan lo realizado por el gobierno anterior.
    Jorge Andrade

    ResponderEliminar
  4. Este tipo macri es un mentiroso serial. Engrupió a mucho analfabeto político cuando hizo el debate con Scioli que éste le marcaba y el otro negaba como cínico que es. De qué se asombran ahora si este fue, es y será un eterno PROcesado.
    Juanma

    ResponderEliminar
  5. A Lacri es fácil desmentirlo porque es un mentiroso y un estafador serial.
    Juan Agustín Pirozzi

    ResponderEliminar
  6. Desmentir a este estafador serial que gobierna nuestro país, no es tarea difícil...una mínima parte del día se la pasa delirando en su mundo de fantasía llamado macrilandia, la otra gran parte del tiempo, se la pasa tirado en la reposera juassss

    ResponderEliminar

Usted podrá dar su opinión libremente, pero aquellos comentarios que vengan con insultos, improperios, etc. y sin colocar nombre y apellido, nombre y/o pseudónimo no serán publicados.