lunes, 26 de abril de 2021

Sentido homenaje a trabajador ferroviario fallecido por COVID-19 en Tafí Viejo (Tucumán)

Actualidad

Redacción Crónica Ferroviaria -Foto y vídeos: Segundo Giménez

En el día de ayer se vivió momentos de mucha emisión en Tafí Viejo cuando se realizó un homenaje en memoria del trabajador ferroviario Miguel "Hormiga" Rodríguez realizado por sus compañeros de la empresa Trenes Argentinos Cargas (Línea Belgrano), donde se plegaron al mismo los habitantes de dicha ciudad tucumana.

El sábado 24 de Abril en hora de la noche, los trabajadores recibieron la triste noticia de la muerte de Miguel Ángel "Hormiga" Rodríguez que estaba enfermo de COVID-19 no soportando su cuerpo este temible y terrible virus. Este trabajador tenía 45 años de edad y 5 hijos a su cargo. Estuvo internado por 20 días luchando contra este flagelo que tiene en vilo a toda la humanidad. 


El trabajador fallecido comenzó su labor en los ferrocarriles en los Talleres Ferroviarios Tafí Viejo en la parte de calderería, bogies y soldadura. Con la administración del gobierno macrista varios empleados (entre ellos Rodríguez) fueron trasladados a la Base Tucumán CC en la estación de servicio. Según los comentarios de sus compañeros, Rodríguez sabía mucho de refrigeración, de la parte eléctrica y de mecánica. Su labor de trabajo era en la Empresa Trenes Argentinos Cargas (Línea Belgrano).

El día domingo a pedido de sus compañeros, le rindieron un merecido homenaje a un trabajador ferroviario cabal, por lo que se despachó desde Tucumán CC hasta el paso a nivel ubicado en el Apeadero Tiro Federal la locomotora GM modelo G22CW Nro. 7737, donde se encontraba el cortejo fúnebre que llevaba los restos del infortunado Miguel Ángel Rodríguez haciendo sonar constantemente la bocina. Se vivieron escenas de profunda emoción y dolor entre sus compañeros y familiares del occiso.

Por último, queremos resaltar lo que uno de sus compañeros escribiera en su cuenta de twitter: "Te voy a extrañar amigo querido, mis condolencias a tus hijos, esposa, hermana y padres. Ululan sirenas de los Talleres Ferroviarios de Tafi Viejo, rechinan durmientes, eclipsas y rieles, lloran las bocinas de las locomotoras, rugen motores diésel y turbos con relámpagos de soplete con chispas violetas y amarillas. ¡De pie, señores!. Se ha muerto un ferroviario, un padre, un trabajador argentino. Adiós con profundo dolor".

¿Para cuándo la vacunación con el COVID-19 para los trabajadores ferroviarios?