jueves, 2 de abril de 2020

La empresa de seguridad Murata no licencia a trabajador que compartió lugar de trabajo con posible infectado de Covid-19

Actualidad

Redacción Crónica Ferroviaria

CRÓNICA FERROVIARIA con nota titulada "Línea San Martín: La empresa Murata despidió a 7 trabajadores por pedir protección contra el Coronavirus" de fecha 27 de Marzo pasado, informaba sobre el particular. Ahora, la misma empresa privada de seguridad estaría obligando a trabajar a un empleado que habría entrado en contacto con una persona infectada de Covid-19.


Según informa La Izquierda Diario,el miércoles pasado por la tarde se activó el protocolo por un potencial caso de coronavirus en una cabina de señales en el trayecto de Retiro a Palermo de la Línea San Martín. Fue a raíz del caso de la pareja de un señalero, trabajadora de la salud, con síntomas similares al Covid-19.

Según el medio, la cabina fue clausurada y el personal de señaleros afectado a ella recibió licencia por cuarentena obligatoria, hasta tanto se obtengan los resultados del reactivo del caso sospechoso. Sin embargo, el personal de seguridad que trabaja en la empresa Murata, que también se encontraba compartiendo el lugar de trabajo, no fue licenciado.

Creemos que el Ministerio de Transporte de la Nación, y la empresa estatal ferroviaria Trenes Argentinos Operaciones, debería exigir a la empresa Murata tomar los recaudos necesarios para aislar a dicho trabajador de seguridad y realizarle el test correspondiente, para de esa forma evitar que no sea un portador del virus infectando a otras personas sanas.