domingo, 5 de mayo de 2019

Los imprudentes de siempre

Actualidad

Redacción Crónica Ferroviaria

Siempre decimos en CRÓNICA FERROVIARIA que ser atropellado por un tren de carga en cualquier paso a nivel de nuestro país, es sinónimo de imprudencia de los conductores del transporte automotor, ya que las formaciones circulan a no más de 30 km. por hora lo que le dá suficiente tiempo a los transportistas para parar su marcha al querer cruzar un PAN.


En el día de ayer en horas del mediodía, se produjo un fuerte accidente en el cruce de la Línea Sarmiento con la RN 33 en cercanías de la estación Trenque Lauquen, cuando una formación de carga de la empresa concesionaria FerroExpreso Pampeano S.A. procedente de Catriló teniendo como destino Pehuajó, colisionó con un camión que imprudentemente cruzó el paso a nivel cuando "el conductor del tren venía tocando bocina constantemente informando sobre su presencia", según informan los testigos.

Fotografías gentileza InfoPico.com

En este sentido, "la formación del tren termina embistiendo al camión. El conductor del mismo, toca bocina pero no fue escuchado. Venía circulando de Oeste a Este de Catriló hacia Pehuajó y remolcaba 58 vagones vacíos y dos locomotoras. Sólo fueron daños materiales porque lo impactó en el acoplado" aseguraron testigos del hecho. No se registraron heridos y sólo se produjeron daños materiales.

Lamentablemente, este tipo de accidentes ocurren casi a diario en los pasos a nivel del país siempre por la imprudencia de los conductores de automotores que siempre quieren ganarle al tren y hacen oídos sordos a las advertencias.