jueves, 24 de enero de 2013

ESPERANDO EL TREN DE PASAJEROS MENDOZA - BUENOS AIRES


ACTUALIDAD

ace dos años, funcionarios nacionales anunciaron que el transporte tendría una frecuencia semanal. El presidente del FerroClub Mendoza, Rubén Lépez, dijo que hoy lo único concreto que existe son las promesas incumplidas.

Si fuera por los anuncios nacionales, que replicaron los funcionarios provinciales, hace un año que los mendocinos podríamos viajar a Buenos Aires en tren. Pero lo cierto es que seguimos en la vía, esperando que ese proyecto se haga realidad.

Hace dos años, el entonces subsecretario de Transporte Ferroviario de la Nación, Antonio Luna, confirmó en Mendoza que en 2011 volvería el tren que uniría la provincia con Buenos Aires, por lo menos con una frecuencia semanal.

"No podemos confirmar que la frecuencia será diaria, sí semanal. Pero la intención es que todos los días el tren una a Mendoza con Retiro", dijo Luna a MDZ On Line frente a Francisco Pérez, que en ese momento era ministro de Infraestructura.

Después llegaron más anuncios, como el que dieron en septiembre del año pasado desde la Secretaría de Transporte de la Nación, cuando informaron que adquirieron en China todo el material rodante para el ferrocarril Mendoza-Buenos Aires.

Pero lo cierto es que hasta el momento todos los anuncios se quedaron en eso.


Promesas incumplidas

El presidente del FerroClub Mendoza, Rubén Lépez, dijo que lo único concreto son un montón de promesas incumplidas.

Lépez recalcó que tanto la Unión Ferroviaria, como el gremio de la Fraternidad lucharon para hacer realidad el proyecto, aunque hoy no hay nada concreto. Y señaló que el material rodante que se adquirió en China fue a parar a Buenos Aires, que es “donde atiende Dios”.

El presidente del FerroClub dijo que existen muchos aspectos a resolver antes de poder concretar la iniciativa. Uno de los más importantes es la falta de una estación, ya que si se utiliza la de Belgrano y San Martín el tren debería atravesar toda la Ciudad y cortar el tránsito, lo que consideró complicado teniendo en cuenta que este transporte de larga distancia tiene unos quinces vagones.

Para el titular del FerroClub, la única posibilidad real en cuanto a la estación, es que el tren llegue hasta Gutiérrez, y desde ahí los pasajeros se tomen el Metrotranvía para llegar a la Ciudad. Otra de las ideas que barajó es que la última parada sea la estación de Guaymallén, la que está al costado del Centro Cultural, Julio Le Parc.

El especialista también explicó que el Metrotranvía -que llega a la estación Belgrano- utiliza una trocha media, a diferencia de un tren de pasajeros que necesita un durmiente largo. Si bien los gremios lograron que no se levantaran estos últimos, los postes que sostienen la estructura del Metrotranvía están asentados sobre ellos, es decir que de ingresar el vehículo por ese sector los chocaría.

Lépez aseguró que otra de las promesas incumplidas fue restaurar el depósito de locomotoras, ubicado sobre calle Suipacha. No sólo no se cumplió, sino que hace poco anunciaron que en esos mismos terrenos se levantaría un barrio del programa Procrear.

El titular del FerroClub explicó que no sólo no se concretaron los anuncios, sino que hay muchos aspectos, como el de la estación o los rieles, en los que se debería haber avanzado, pero siguen sin resolución.

Lépez recalcó que existe personal capacitado para trabajar en el ferrocarril, gracias al esfuerzo de los gremios que siguieron transmitiendo sus conocimientos a los más jóvenes.

MDZ On Line intentó conocer las razones de las demoras en la concreción de la iniciativa, pero desde el Ministerio de Infraestructura y Energía no contestaron a la requisitoria.

A dos años de los anuncios sobre la vuelta del tren Mendoza-Buenos Aires, los mendocinos seguimos en la vía, esperando.MDZonline (Nota enviada por nuestro colaborador señor Pablo Anglat)