lunes, 4 de abril de 2016

Sobre el aumento en las tarifas del ferrocarril

Cartas de Lectores

Señor Director de Crónica Ferroviaria:

El último día de Marzo fue anunciado por el Ministro de Transporte de la Nación un aumento en las tarifas de los boletos de trenes, dando sólo el valor del boleto mínimo.

Aunque parece que la política de la Operadora Ferroviaria Sociedad del Estado (ex Trenes Argentinos Operadora Ferroviaria) es la de un autismo para con los usuarios, negando contacto con las agrupaciones, hemos podido ver que el nuevo cuadro tarifario vuelve a separar en 3 (tres) secciones al ramal Once-Moreno. Los nuevos valores rigen a partir del 8 de Abril (según lo anunciado por el Ministro).


Al momento de los anuncios, en el ramal eléctrico de la Línea Sarmiento, los valores eran de $2,00 y $3,00 con sólo 2 (dos) secciones. Para el nuevo cuadro tarifario se vuelve al esquema de 3 (tres) secciones, con los valores (normales, con SUBE) de $4,00; $5,00 y $6.00.-

En algunos casos se podría decir que fue un aumento de un 100%, pero también que el valor del pasaje en el tren es uno de los que no tenían variación en los últimos tiempos.

También se podría decir que la distancia del recorrido en tren sigue siendo más barato que en la del colectivo, pero este aumento no es uno aislado, sino que se suma a los demás, menos el del salario de los que nos movilizamos en tren. 

Si lo comparamos con el valor del pasaje en el interior, se podría decir que se está equiparando, pero no así el aumento que recibieron en sus salarios los nuevos funcionarios de la Operadora Ferroviaria Sociedad del Estado (a nivel gerencial, nuevos y ya en funciones) con el salario de los pasajeros del tren.

Todo aumento nos afecta, y son pocos los que sólo utilizan el tren, sino que, además, también debemos movilizarnos con otros transportes, y el poder adquisitivo de quienes seguimos viajando se ve impactado en forma directa.

Aunque el aumento en el pasaje del tren no es tan “abultado” como en otros casos, nos pega en forma directa e indirecta en el bolsillo, porque se suma a los demás aumentos que se dieron en los últimos días.

¿El valor del pasaje estaba retrasado? Sí!!, pero el servicio de trenes no mejora, y no se podría decir que el aumento es merecido, porque la frecuencia es incierta, los baños abren en “horario de oficina” (de Lunes a Viernes de 08,00 a 20,00 hs y Sábados hasta las 12,00 hs), la seguridad no siempre está disponible, los carteles de anuncio a veces no funcionan, y una empresa que no se abre al diálogo, y que no cumple con las normas que SÍ cumple en otras líneas de trenes.

A veces nos preguntamos si a quienes viajamos diariamente en el Sarmiento, no nos debieran pagar a nosotros por ejercer la valentía de viajar como viajamos. Atte.
Usuarios Organizados del Sarmiento (UOS)