lunes, 31 de agosto de 2015

Un viaje de muchas horas, pero llevadero en las nuevas formaciones chinas

Actualidad

Redacción Crónica Ferroviaria

Con motivo de la presencia de Crónica Ferroviaria en el Primer Congreso de Formación de Recursos Humanos para el Restablecimiento del Tren Mediterráneo (ver nota a parte) realizado en la ciudad de La Falda (Provincia de Córdoba), parte de los que integramos dicho medio de información ferroviaria viajamos en el tren de pasajeros Nros. 268 y 269 que une las ciudades de Buenos Aires con la de Córdoba.


Estación Retiro (Línea Mitre)

Si bien, como lo expresamos en el título, el viaje para cubrir los 696,600 km. que separan a dichas ciudades es por demás extenso (entre 17 y 18 horas), se debe a que se está trabajando en varios tramos en la obra de renovación integral de la infraestructura de vía, lo que hace que en estos se circule a baja velocidad por las precauciones existentes.

Estación Villa María. En esta parada es donde mayor bajan y suben pasajeros


Estación Córdoba (Mitre)

Creemos que una vez terminada la obra, seguramente bajarán los tiempos a horarios competitivos con el transporte automotor, lo que hará, seguramente, que se retoquen los valores de los boletos que los creemos exiguos.

Llegada a estación Retiro

La formación estuvo compuesta por vehículos de origen chino nuevos (4 Primera Clase - 3 Pullman - 1 Coche Dormitorio - 1 Coche Comedor - 1 Furgón - 1 Coche Generador) y la misma, tanto de ida como de vuelta, circuló con todos los pasajes totalmente vendidos.