miércoles, 27 de julio de 2016

La Plata: Cómo sería el ingreso bajo nivel de los trenes a 1 y 44

Actualidad

Aseguran que evitaría consolidar una histórica fractura urbana por las vías

Con la llegada de los trenes eléctricos a nuestra ciudad -proyectada para diciembre- asomando en el horizonte cercano, la polémica en torno a la forma en que deberían hacerlo sigue sumando temperatura entre profesionales, vecinos y dirigentes platenses. Ayer, quienes abogan por el soterramiento de los rieles desde Tolosa hasta 1 y 44, y objetan la construcción de un paso bajo nivel en 1 y 32, ofrecieron detalles de esa iniciativa, a la que le atribuyen virtudes “integradoras” de la trama urbana.

De acuerdo con el cronograma que maneja el ministerio de Transporte Nacional, los convoyes cero kilómetro que actualmente llegan a Berazategui entrarían en los andenes locales antes de que terminara 2016. Y lo harían cada diez a quince minutos, aumentando el tiempo en que las barreras de los pasos a nivel permanecen bajas.

Cómo sería el ingreso bajo nivel de los trenes a 1 y 44

Para evitar embotellamientos en la avenida de Circunvalación, se proyectó una obra de ingeniería que le permitiría a los vehículos pasar por debajo de las vías, intervención colosal que generó un áspero debate. Residentes y comerciantes tolosanos, urbanistas y expertos ferroviarios consideraron que de esa manera se cristalizaría definitivamente la división del casco urbano, la histórica “herida” de avenida 1; y pidieron la entrada subterránea de los trenes hasta 1 y 44.

“Solamente con lo que se va a gastar en el bajo nivel tendríamos un buen porcentaje del soterramiento financiado” asegura Vito Dante Risiglione, quien asesora al grupo “pro-túnel” y fue Jefe del Distrito Vía y Obras La Plata en el ferrocarril Roca: “ni hablar si se suma lo que costarían otros dos túneles para autos en plaza Alsina, como insinuó la Municipalidad”.

Risiglione, quien posee más de medio siglo de experiencia ferroviaria y conoce cada palmo de los rieles tendidos en la Región, detalla que “soterrar las vías es técnicamente viable y la mejor opción para abrir la avenida 1 y revalorizar gran parte del casco histórico”.

De acuerdo con esta mirada, los rieles provenientes de la capital federal comenzarían a descender apenas cruzado el puente sobre avenida 520, y al llegar a la estación Tolosa -1 y 528 bis- ya entrarían en el túnel. “Ayuda la topografía, por la diferencia natural de altitud entre Tolosa y La Plata” resume Risiglione: “el edificio histórico quedaría para la operación de cargas y los nuevos andenes de pasajeros, debajo. Además, hay espacio, plataformas y vías alternativas en Tolosa para operar como terminal provisoria en tanto se excava el túnel”.

“No habría necesidad de soterrar la vía hacia el Puerto y La Plata-Cargas, se mantendría a nivel y con el trazado actual” aclara el especialista: “operando en la madrugada, cuando el flujo vehicular es mucho menor, se pueden sacar veinte o treinta trenes sin interferir demasiado con el tránsito de la avenida 32”.

“Creemos que si hay decisión, en alrededor de dos años se puede concluir este proyecto, cuya primera versión elaboré en 1980 y es una antigua aspiración platense” advierte Risiglione: “la avenida 1 entre 528 y 44 quedaría con tres carriles por mano, y se abrirían todos los cruces hasta calle 41, integrando la trama urbana en vez de mutilarla cada vez más”.DiarioElDía.com