viernes, 22 de marzo de 2019

Tras 25 años bajan las persianas de la COOTTAJ en los Talleres Ferroviarios de Junín

Actualidad

Los empleados fueron licenciados a partir del lunes 25, para “ahorrar energía” y hasta que surjan trabajos.

El presidente de la COOTTAJ, Pedro Rodríguez, lo anunció varias veces y ahora se transformó en realidad: los empleados de la Cooperativa Ferroviaria recibieron ayer la comunicación de la suspensión de tareas. Desde el lunes 25, se les otorga licencia obligatoria por falta de trabajo.

Rodríguez explicó la medida adoptada: “Se busca ahorrar energía eléctrica, ya que el gasto es muy grande”. Y además, todavía se está a la espera de firmar algún nuevo convenio con el Belgrano Cargas, pero hasta ahora no surgieron nuevos trabajos.


A la vez, volvió a solicitar al intendente Petrecca y a representantes provinciales una gestión inmediata para que la Cooperativa pueda seguir sobreviviendo, aguardando que este cierre no sea definitivo.

Con este cierre provisorio del predio, sus directivos buscan “ahorrar energía eléctrica, ya que el gasto es muy grande y a pesar de la buena disposición de la directiva de EDEN pretendemos parar hasta que logremos conseguir otros trabajos. Me comuniqué con gente del Belgrano Cargas y Logística , pero aún no tenemos novedades”.

“Esto lo veníamos anunciando y me hago cargo de mi responsabilidad, pero no tuvimos respaldo”, repitió Rodríguez.

Pedido en las redes

“Hoy los empleados ferroviarios de Junín recibimos la triste noticia que COOTTAJ nos da licencia obligaría por falta de trabajo. Pedimos la colaboración y el apoyo de todo el pueblo juninense para que COOTTAJ siga de pie”, dieron a conocer los trabajadores de la Cooperativa, a través de las redes sociales, al conocerse la decisión adoptada por la falta de trabajo.

Pabellones vacíos, tristeza sin fin

A la vez, solicitaron: “Intendente, concejales, diputados que por favor tomen la desesperación de muchas familias que nos estamos quedando sin trabajo”.

La última visita

En mayo de 2016, el intendente Pablo Petrecca visitó las instalaciones de la Cooperativa ferroviaria.

“Venimos trabajando hace tiempo sobre los predios del ferrocarril, conjuntamente con los integrantes de la cooperativa de trabajo que lidera Pedro Rodríguez y los integrantes del programa Argentina Trabaja. Con Pedro hemos charlado sobre el presente de la COOTTAJ, que es un tema que nos preocupa muchísimo y sobre el cual hemos estado haciendo algunas gestiones y afortunadamente se está avanzando bien, según él mismo me comentó”, dijo en ese momento el jefe comunal.

Según expresa la crónica, respecto del trabajo conjunto entre el Gobierno de Junín y la COOTTAJ, Rodríguez contó en esa ocasión que “nosotros hemos hechos gestiones, inclusive hemos abierto puertas sobre las cuales afortunadamente el Intendente continuará gestionando. Nuestra idea es que en poco tiempo, mucha gente que hoy está formándose en las cooperativas de Argentina Trabaja sean integrantes de nuestra cooperativa ferroviaria. Esa es nuestra idea, compartida por el Intendente Pablo Petrecca, quien sabe que tiene a su disposición todo lo que necesite de nosotros, porque estamos dispuestos a trabajar en conjunto, pero seriamente”.

Casi dos años después, la realidad es diferente. El destino de los talleres juninenses resultó muy diferente, y hoy, 25 años después de su creación, está al punto de bajar las persianas para siempre.

Distinta fue la suerte de los Talleres ferroviarios Mechita, ubicados en Bragado, que el año pasado reabrieron a partir de una fuerte inversión realizada por TMH Argentina, filial del grupo industrial ruso Transmashholding. El taller había sido desactivado en 2011 y reabrió sus puertas el 11 de mayo de 2018.

Hasta los 25 años

El 3 de enero de 1994 nacía la Cooperativa de Trabajo Talleres Junín (COOTTAJ), cuando un grupo de obreros ferroviarios resistió fuertemente el cierre de los Talleres locales y decidió seguir trabajando.

Pedro Rodríguez fue electo presidente en 1999, todavía hoy a cargo de la única cooperativa que hasta ahora continuaba funcionando, de las cuatro que se habían formado en el país. Pasaron 25 años del surgimiento de ese proyecto y “podemos decir que todavía estamos vivos, a pesar de todo”, había señalado Rodríguez, en este último aniversario.

“Estamos cansados de golpear puertas en los varios gobiernos que atravesamos, pero toda la gente que nos ayuda nos impulsa a seguir adelante y nos sirve anímicamente. Aunque también sería importante que el trabajo llegue, porque esta Cooperativa formada en 1994 es la única en manos de sus trabajadores que sigue funcionando en la actualidad, porque las demás fracasaron”, había destacado el dirigente.LaVerdad.com