martes, 27 de marzo de 2012

INGETEAM COLOCA EN LA RED LA ENERGÍA DEL FRENADO DE TRENES

EMPRESAS

Metro Bilbao ha sido la primera compañía en adoptar este sistema y ahora se suma Adif en cercanías de Málaga.

Los trenes son consumidores de electricidad, pero también pueden ser productores y eso en si mismo es una oportunidad de negocio que los operadores ferroviarios no quieren dejan escapar.

El intenso calor que generan los trenes en las frenadas puede ser transformado en energía eléctrica y ser reutilizada por otro tren que en sentido inverso sale de la misma estación y que necesita un intenso aporte de energía para arrancar.
Esto ya se hace, por tanto ver cómo coinciden los trenes que llegan y que salen de una estación no es cuestión del azar, está programado por los operadores ferroviarios.

Sin embargo, lo que si es una novedad es que se pueda aprovechar toda la energía del frenado, dado que los sistemas empleados hasta ahora presentan excedentes, debido a que la electricidad generada en la frenada es mayor que la que necesitan los trenes que arrancan.

Por tanto, la cuadratura del círculo es que además de la reutilización eléctrica para el arranque, el excedente de frenada se pueda enviar de forma automática y segura a la red, con lo que implica de negocio para el operador ferroviario.

Sistema Ingeber

Esto es lo que ha logrado la División de Tracción del Grupo Ingeteam, sistema al que han bautizado como Ingeber y que ya está en funcionamiento después de 4 años de investigación y tres millones de inversión en alta tecnología.

El desarrollo de Ingeteam se ha probado ya con éxito en Metro Bilbao, primero parcialmente (en una de sus subestaciones) y durante el primer semestre de este año se está extendiendo a todo el entramado del suburbano vizcaíno. Con el proyecto piloto se logró recuperar 1,2Mwh/año y con la extensión del sistema a toda la red se espera elevar la cifra hasta los 6 Mwh/año.

A raíz de los resultados en MB, Adif se interesó por este tipo de sistemas y tras una licitación pública, con otros competidores y otro tipo de sistemas (relacionados con mecanismos de almacenamiento energético y no su exportación directa a la red). Finalmente Ingeteam logró la adjudicación y la primera subestación en la que se implantará será en la de Fuengirola, en la red de cercanías de Málaga.

Dadas las diferentes características de ambas operadoras, el excedente energético que se produce en Metro Bilbao es de un 10% y de cercanías de Renfe de un 30%. Estos porcentajes traducidos implica que Metro Bilbao colocará en la red eléctrica el equivalente al consumo anual de 1.500 familias.

Fiabilidad y rentabilidad

El director de la División de Tracción de Ingeteam, Ángel Laurrieta, explica que la mayor complicación del sistema Ingeber era lograr diseñar unos equipos (armarios de energía de potencia) de tamaño reducido para colocar pegados a las subestaciones y que su funcionamiento 'no tuviera afectación alguna en el funcionamiento de la subestación', ya que en materia ferroviaria 'la fiabilidad es fundamental, no pueden fallar'.

Laurrieta explica que el sistema Ingeber esta diseñado para operadores de corto recorrido y muchas paradas (trenes de cercanías, tranvías y metros), por lo que no es extrapolable a la alta velocidad. La inversión que supone para el operador que lo implanta se recupera en 6 años y la duración media de los equipos es de unos 30 años.ElEconomista.es