martes, 20 de septiembre de 2016

Saft y la eólica, un mano a mano para lograr trenes extra eficientes

Empresas

Saft ha entrado en el mercado ferroviario holandés con la orden de abastecer baterías para los nuevos trenes eléctricos de cercanías, mediante los cuales el sistema ferroviario holandés culminará la transición al uso total de energía eólica para el año 2018. Las baterías de Saft proporcionan a cada tren tres horas de potencia de emergencia.

Saft se ha adjudicado un contrato con Construcciones y Auxiliar de Ferrocarriles SA, el mayor fabricante de material rodante ferroviario de España, para suministrar baterías de reserva a bordo de los nuevos trenes eléctricos de cercanías para Nederlandse Spoorwegen (NS), el operador de la red ferroviaria holandesa. 




Las baterías (MRX), a base de níquel, mejorarán la eficiencia energética de los 118 efectivos que componen la flota de los nuevos trenes trenes eléctricos de cercanías CAF Sprinter 118 –en actual construcción– con los cuales el sistema ferroviario holandés culminará el camino emprendido para utilizar solo energía eólica para el año 2018.  



Cada uno de estos nuevos trenes llevará dos conjuntos de baterías, que "constituirán una combinación de alta potencia y energía para asegurar la continuidad de control crítico, las funciones de seguridad y comunicación durante más de tres horas en el caso de que fuese interrumpido el suministro principal de energía", de acuerdo con el fabricante. 



Las baterías incluyen 80 MRX115 celdas de 110 V y 115 Ah de capacidad nominal. El fabricante explica que ha desarrollado las celdas MRX “específicamente para suministrar una solución de batería compacta y ligera que proporcione un alto rendimiento dentro del limitado espacio disponible en estos trenes de diseño moderno. También ofrecen un rendimiento predecible y fiable durante una larga vida útil de hasta 15 años, contribuyendo así a un coste total de la propiedad optimizado”.



Otra cualidad de estas baterías, siempre según la misma fuente, es que ofrecen mayor capacidad de energía a temperaturas extremas que van desde 30°C hasta + 70°C, para asegurar la continuidad de los servicios ferroviarios, en especial para las rutas de los ferrocarriles holandeses que experimentan inviernos muy severos.



Glen Bowling, vicepresidente comercial de Transporte, Telecomunicaciones y Energía del Grupo Saft, destaca que “este pedido para la nueva generación del Sprinter para los trenes de NS es el mayor proyecto del sector ferroviario español de 2015 y refuerza aún más la larga relación de Saft con CAF, actualmente el mayor cliente de la filial española”.EnergíasRenovables.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Usted podrá dar su opinión libremente, pero aquellos comentarios que vengan con insultos, improperios, etc. y sin colocar nombre y apellido, nombre y/o pseudónimo no serán publicados.