viernes, 16 de agosto de 2013

CORREDORES FERROVIARIOS DE PASAJEROS: RÉGIMEN PARA SU RESTABLECIMIENTO EN LAS PROVINCIAS DEL NEUQUÉN Y DE RÍO NEGRO

ACTUALIDAD

Redacción CRÓNICA FERROVIARIA

Se encuentra en la Comisión de Transporte de la Honorable Cámara de Diputados un proyecto de Ley solicitando un régimen para el restablecimiento de los corredores ferroviarios de pasajeros en las Provincias de Neuquén y de Río Negro.

Dicho trámite recayó en el Expte. 5551-D-2013 del 01 de Agosto del corriente año, siendo la firmante de dicho proyecto de ley la Diputada Nacional
Olga Elizabeth Guzmán (Movimiento Popular Neuquino - Neuquén)

Fundamentos

Por medio del Proyecto de Resolución con expediente N° 6719-D-012, del cual soy autora, y contando con el acompañamiento de mis pares del Movimiento Popular Neuquino, solicité al Poder Ejecutivo Nacional, disponga iniciar la reconstrucción gradual del sistema ferroviario argentino.

En la misma inteligencia y con igual convicción vengo a presentar el presente Proyecto de Ley, que comprende el objetivo de restablecer cuatro corredores ferroviarios de pasajeros de vital importancia para el desarrollo y el crecimiento de las economías regionales; a saber:


1. Tren Zapalero (Buenos Aires - Zapala): enmarcado dentro del "Eje Estratégico 3, Programa 2, Recuperación de Ramales Ferroviarios" de la Administración de Infraestructuras Ferroviarias Sociedad del Estado (ADIF S.E.). Recorre el tramo Buenos Aires- Bahía Blanca, Bahía Blanca-Zapala, habilitado exclusivamente para cargas.

2. Tren del Valle (Chichinales - Senillosa): incluido dentro de los proyectos de ADIF S.E. - "Eje Estratégico 5, Programa 3" -, concentra un gran apoyo político y fuerte clamor popular. Cuenta con el aval de los Municipios y Concejos Deliberantes, el respaldo de los gobernadores de Neuquén y Río Negro, y sus respectivas Legislaturas.

3. Tren del Dique (Cipolletti - Barda del Medio): tren interurbano de pasajeros, diseñado para complementar con un tren turístico.

4. Enlace Rápido (Cipolletti - Neuquén): con un rol estratégico, basado en el desarrollo regional del valle y el gran número de personas que requieren movilización de una ciudad a la otra, principalmente por motivos laborales.

Todos ellos resultan imprescindibles para el desarrollo de vastas zonas de las provincias de Neuquén y Río Negro.

Conforme lo estipula la Ley Nacional N° 26352/08, cuyo objeto se centra en el reordenamiento de la actividad ferroviaria, creo oportuno elevar al Poder Ejecutivo Nacional la necesidad de su implementación para el caso específico de los corredores mencionados, siendo una de sus competencias más importantes la planificación estratégica del sector, su infraestructura, servicio y desarrollo.

Es dable resaltar que la población regional, que se verá beneficiada directamente con la articulación del presente Proyecto, ha aumentado en forma significativa en los últimos años. El transporte vehicular particular, de pasajeros y cargas, de igual modo, ha desbordado las capacidades viales instaladas.

En la actualidad, el traslado y movimiento de personas se realiza exclusivamente por las Rutas 22 y 151, lo que acarrea gastos económicos considerables, demoras prolongadas y lamentablemente, pérdidas de vidas humanas, debido a la gran cantidad de accidentes viales que sobre dichas vías ocurren a diario.

En el año 2008, el Gobierno de mi Provincia, impulsó la creación de la Unidad de Gestión de Transporte Ferroviario para la puesta en marcha del Tren Del Valle, en base a una demanda trascendente, y a reuniones de la comisión conformada para tal fin. En ella, hicieron hincapié en las cualidades y ventajas que implica el transporte ferroviario de pasajeros en la región.

Ante todo, las víctimas fatales en accidentes de tránsito se reducirían notablemente con la existencia de servicios de ferrocarril interurbano modernos y seguros, pero también bajarían los costos de traslado y las emanaciones de monóxido de carbono de los motores de combustión vehicular. A su vez, se ampliaría totalmente el desarrollo turístico regional, derivado de la posibilidad de viajar más segura, rápida y confortablemente.


Va de suyo, entonces, que se experimentará una considerable mejora en la calidad de vida de los habitantes de las regiones trazadas por el ferrocarril, y tendrá lugar sin dudas un auge económico vital para todas las ciudades y poblaciones que posean estaciones de tren. Vale recordar que las líneas ferroviarias a las que hago referencia, cuentan en la actualidad con gran parte de su infraestructura operativa instalada, dato no menor si se contrastan los costos de poner en marcha estas líneas, con los altos beneficios que conllevaría tal acción.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Usted podrá dar su opinión libremente, pero aquellos comentarios que vengan con insultos, improperios, etc. y sin colocar nombre y apellido, nombre y/o pseudónimo no serán publicados.