jueves, 29 de marzo de 2012

ONCE: NIEGAN UNA OFERTA DE COIMA

ACTUALIDAD

El conductor del tren desestimó una denuncia.

El conductor del tren que chocó contra la punta del andén en Once hace un mes, cuando murieron 51 pasajeros, negó ante la Justicia que le hubieran ofrecido dinero para inculparse por la tragedia, como lo señalaba una denuncia periodística que se sumó a la causa que lleva adelante el juez Claudio Bonadio.

Marcos Córdoba, el único imputado formal en la causa, se presentó ayer con un escrito que lleva su firma donde señala que no es verdad que Claudio Cirigliano -uno de los dueños de TBA- le hizo llegar una oferta económica para que dijera que el choque había sido culpa suya. Señaló que no recibió personalmente ningún ofrecimiento y que ningún familiar directo suyo fue objeto de ninguna oferta, dijeron a LA NACION allegados al maquinista.


El asunto trascendió ayer cuando la periodista Mercedes Ninci, que intenta entrevistar a Córdoba, dijo que sus averiguaciones la llevaron a hablar con parientes del maquinista. Tras destacar las calidades morales del trabajador y su honestidad, según los testimonios que recogió en su barrio, relató que un familiar del acusado le había confiado que desde TBA le habían ofrecido primero US$ 300.000 y luego $ 6 millones para que dijera que el choque había sido por su culpa. Añadió que no podía revelar quién le había confiado ese dato porque muchos familiares de Córdoba eran ferroviarios, empleados de TBA, y temían perder su empleo si su identidad se hacía pública.

La periodista narró que antes de difundir esa información la aportó al juez federal Claudio Bonadio, a cargo de la causa por la tragedia, para que investigara el dato. Así dejó constancia de sus averiguaciones en una declaración que se sumó al expediente, que ya reúne 14 cuerpos.

Enterado de todo eso, Córdoba presentó un escrito, a través de su abogada Valeria Corbacho, para desestimar la información.

Durante la semana próxima, los expertos encargados del peritaje técnico sobre la formación siniestrada el 22 de febrero tendrán las conclusiones del informe, que presentarán luego del domingo de Pascua.

Ese peritaje es clave para saber si el tren chocó porque no andaban los frenos, como señaló el motorman, o si hubo otra razón para que la máquina golpeara los paragolpes hidráulicos, que tampoco funcionaron, según los estudios preliminares realizados horas después del accidente.La Nación